Pillos oaxaqueños

¡Qué conste... son reflexiones!

Pillos oaxaqueños

Sócrates A. Campos Lemus

Pillos oaxaqueños

Política

Febrero 27, 2015 02:37 hrs.
Política Estados › México Ciudad de México
Sócrates A. Campos Lemus › diarioalmomento.com

9,342 vistas

Algunos sabios populares nos dicen que: “NO HAY PILLO QUE NO SEA SIMPÁTICO”. ES VERDAD, sin simpatía, los pillos, no podrían sobrevivir en el campo donde hacen víctimas a los demás. Este asunto es el mismo que se ha tratado en Oaxaca, con el tema de Jorge Castillo Díaz, el operador político-financiero del gobernador Gabino Cué. A él recurren todos en busca de consejo, de apoyo político o financiero y sobre todo, para concretar los porcentajes sobre los contratos de obras y de servicios, es la aduana del cobro de las corruptelas que se hacen a ciencia y paciencia de los oaxaqueños que se conforman con hacer chistes sobre el tema o de darse golpes de pecho, tragando santos y cagando diablos, en vez de actuar y demandar al gobernador Gabino Cué que aclare las acusaciones, porque es muy sencillo pasar como un hombre de buena fe al que todos le toman el pelo y no le hacen caso a sus instrucciones, en vez de estar en su chamba, porque no me digan que no sabe lo que hace Jorge Castillo, porque es un operador que en verdad brinda resultados y esto quiere decir que cuenta con el poder para hacer que las cosas funcionen o los compromisos se cumplan, y el asunto es que, en el mar de complicidades, tiene metidos a todos los grupos políticos del estado, de tal suerte que, todos, se hacen como el tío Lolo: pendejos solos y no demandan terminar con las complicidades y las corruptelas, mientras el pueblo oaxaqueño sobrevive en la angustia y el terror y en la miseria y marginación.

Salvador García Soto, periodista del Universal, publica el día 24 de febrero, el día de la bandera, donde el presidente reclama que los mexicanos honremos a la patria por medio de sus símbolos, en su columna, Serpientes y Escaleras, lo siguiente: “En Oaxaca es vox populi que no hay negocio o inversión que se realice en el estado, ni gasto público que se ejerza, si no pasa primero por la mesa de Jorge Castillo Díaz, asesor financiero del gobernador Gabino Cué. Ex secretario particular y ex representante del gobierno oaxaqueño en el Distrito Federal, a este joven de 46 años no le hace falta cargo formal para ser considerado “el hombre fuerte de Oaxaca”, y desde su oficina ubicada en la calle Cosijopi, en el Centro Histórico de la capital oaxaqueña, despacha los “asuntos del gobernador””.

“Entre esos asuntos, Castillo Días maneja una empresa de outsourcing que controla la nómina de los maestros oaxaqueños y otra outsourcing donde se maneja la nómina de la burocracia del estado. Sólo el del magisterio, la administración de la nómina le deja entre 30 y 50 millones de pesos mensuales de intereses, producto de los sueldos de 83 mil maestros oaxaqueños, según afirman líderes de la sección 22 de la CNTE que conocen del tema. Ambas empresas de outsourcing operan con la autorización de los secretarios de Fianzas y Administración del Estado y con la autorización del gobernador Cué”.

“Cuando no está en Oaxaca, Castillo despacha desde el lujoso edificio Delta ubicado en Paseo de la Reforma, donde tiene una amplia oficina. Es el financiero del gobernador, una especie de “ministro sin cartera” por cuyo escritorio tienen que pasar todas las compras y licitaciones del gobierno oaxaqueño. Pues con todo y ese poder, Jorge Castillo no logró ser candidato plurinominal por el PRD, pues no tuvo el apoyo de las corrientes en el pasado Consejo Nacional, y lejos de la diputación que buscaba, ahora enfrenta problemas con el fisco”

“Resulta que el SAT acaba de ordenar el 8 de enero de 2015 el congelamiento y la inmovilización de sus cuentas bancarias debido a “adeudos fiscales” por 27 millones de pesos y a varios créditos fiscales que no cubrió desde mayo de 2007. La “inmovilización” de sus cuentas BBVA Bancomer, Scotia Bank y HSBC fue ordenada por la Administración de Recaudación Local del Centro del DF, que pidió a la comisión Nacional bancaria y de Valores el aseguramiento de sus depósitos hasta por 64 millones de pesos, para cubrir sus adeudos al fisco más los recargos”.

“…La pregunta es ¿Cuánto gana el asesor y financiero del gobernador Gabino Cué para que, en un solo movimiento, el fisco le asegure 64 millones de pesos? ¿Cómo puede Oaxaca, el segundo estado más pobre del país, tener funcionarios con ese nivel de ingresos? Qué tendrá que decir el gobernador Cué del oscuro papel que juega este asesor financiero en su gobierno y del manejo discrecional de los recursos que le ha otorgado”… en fin, muchas preguntas y muchas reflexiones se les deben al pueblo oaxaqueño y a los empobrecidos ciudadanos que soportan un corrupto gobierno…por eso, se ven las compras de propiedades, hasta en el extranjero….


Ver nota completa...

Éste sitio web usa cookies con fines publicitarios, si permanece aquí acepta su uso. Puede leer más sobre el uso de cookies en nuestra política de uso de cookies.